El escudo

Habiéndose dignado aceptar el cargo de Hermano Mayor Honorario y perpetuo, Su Eminencia Reverendísima el Doctor D. José María Bueno Monreal, Cardenal Arzobispo de Sevilla,  accediendo a la petición formula por esta Hermandad, con motivo de digna vista al Centro Misional de la misma, en las Misiones preparatorias a la coronación canónica de Nuestra Señora de Consolación, está formado por dos ramas de laurel cerradas arriba por una corona de espina rodeando todo, un ancla -símbolo de la Esperanza- rematado en cruz -símbolo de la muerte de Cristo-, el cápelo cardenalicio, símbolo de la dignidad cardenalicia de que a, partir de entonces, goza esta Hermandad, la corona Real de conformidad con el artículo 1, y anudado al ancla, un rosario, en reconocimiento a Nuestra Titular, la Virgen del Rosario y en homenaje al Beato Ceferino, que murió con un rosario entre las manos.

Eccudo-Fondo